Insomne

flores

Atrapada en el diván de las horas, las incógnitas y los espacios entre neuronas. La noche sigue su curso y mi mente absorta dictamina la sentencia a la contigencia.

La usanza desertora,

la palabra detractora,

la objetivización de los géneros

y las leyes tras los estratagemas de una firma desvanecida.

Fugaz,

anclado en el pasado,

pereces sin remedio en el andén de mis memorias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s