Reverdece

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Sin estigmas ni profanaciones internas, nunca pude ocultar la verdad tras el iris oliva. Sensaciones inconexas pude ver las mellas del prisma. Siempre incandecente, febril tortura.

El chance, el segundo en su forma, sútil engaño. Partidas doble, jugada leve de antaño.

Inconsciente, el florecer de tu condena.

Dual, la pareja.

Tu equipaje continuo entre los pasos.

Adiós a lo sentido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s